¿Qué es la música Jazz?

jazzJazz es una forma de arte que comenzó en Estados Unidos que se a lo largo del tiempo se ha convertido en un fenómeno internacional. Este estilo musical es un rico patrimonio artístico, producto de la colaboración cultural y el lenguaje universal de tolerancia y libertad.

El jazz va más allá de una melodía, es un ideal que se crea primero en la mente, inspirado en la pasión y expresado en la música. Se transfiere como una lengua, a veces íntima, otras bulliciosa, pero siempre codo a codo con la experiencia y la vida profundamente vivida.

La definición del jazz no se encuentra en los libros, ni siquiera en las partituras. Es un acto de creación y conexión, donde podemos encontrarlo.

Una definición académica del jazz sería:

Un género de música americana que se originó en Nueva Orleans alrededor de 1900. Se caracteriza por un metro fuerte y prominente, la improvisación, los tonos distintivos y técnicas de rendimiento y patrones rítmicos punteados o sincopados.

Pero visiblemente el jazz es mucho más que eso.

El arte en general invita al espectador o el oyente a hacer una inmersión personal en el sonido. Permitir que la naturaleza de la música se interne en la visera de nuestras emociones y nos permita ir más allá de nuestro intelecto. Al fundirse en esta conexión personal con la música, permite aventurarse en códigos y una comunicación que se transfiere sin necesidad de entender la comunicación.

Si bien todas las formas de música pueden generar esta dinámica, el Jazz, con su característica de improvisación colectiva, lo ejemplifica.

“El jazz es el arte de la improvisación y de llegar a la gente por medio de la música espontánea”. – Sonny Rollins

La mayoría de los géneros de música, implican al oyente en productos terminados y acotados. El Jazz atrae al espectador de manera diferente, más profunda. El compartir y vivir el momento cuando cada frase espontánea se crea, cuando cada momento de inspiración es el resultado interactivo de la participación de los músicos y de la audiencia.

El componente que define el jazz: la improvisación

Mientras que la música clásica se esfuerza por conformar los tonos musicales a las sonoridades orquestales, la música Jazz prospera en diversidades instrumentales. El sonido individual de cada miembro se convierte en la proficencia deseada.

El Jazz es la forma significativa de expresión musical en la cultura estadounidense y una contribución excepcional al arte de la música. Desde sus orígenes obscuros en Nueva Orleans hace más de un siglo, la música y la letra hoy son reconocidas en todo el mundo.

Al igual que los solos auto-motivadores y energéticos que distinguen al género, el Jazz continúa evolucionando buscando nuevos niveles de expresión artística. Desde sus inicios hasta ahora, ha evolucionado dando origen a aproximadamente 24 estilos diferentes de Jazz. Todas ellas basadas en la experiencia de vida y la emoción humana como inspiración para la fuerza creativa. Creando un discurso que narra la historia de la gente.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *